Saltar al contenido

Cómo lavar cortinas para que no se arruguen

Cómo lavar cortinas para que no se arruguen

lavar las cortinas para que no se arruguenLas cortinas son el complemento ideal para nuestras ventanas. Decoran, aportan calidez a la estancia y nos dan intimidad desde el exterior. Y como cualquier otro elemento textil de la casa, requieren de un lavado periódico.

Llegado el momento, pueden surgir dudas con respecto al momento del lavado y el después. ¿Se estropearán? ¿Se arrugarán? ¿Se puede evitar planchar las cortinas? Lo cierto es que lavándolas siguiendo unas sencillas pautas podemos conseguir retirarlas secas del tenderete sin apenas arrugas.

Bien, y ¿cómo lavar las cortinas para que no se arruguen? ¡Muy sencillo!

Tenderlas húmedas

No tardes en sacarlas de la lavadora. Es importantísimo colgar las cortinas en cuanto acabe el lavado y estando todavía húmedas, ya que el propio peso de la tela caerá de forma que ellas solas irán estirándose. Verás cómo a medida que se vayan secando, la cortina irá perdiendo todas las arrugas.

Sin centrifugar

Con el ciclo de programa sin centrifugado la lavadora aclara varias veces sin centrifugar; de esta forma conseguirás que las cortinas salgan húmedas de la lavadora y gracias al peso de la misma, con el peso del agua, quedará planchada.

Tender las cortinas

Cuelga las cortinas con suficiente espacio y ventilación y extiéndelas bien. Este paso es importante para que no cojan olor a humedad. ¿Y donde las podemos tender? Puedes colocarlas en el mismo lugar donde irán. De esta forma, no ocupas otro espacio y la estancia cogerá un agradable aroma a limpio.

Cómo lavar cortinas para que no se arruguenPlanchar las cortinas

En caso de que necesites quitar alguna arruga difícil, puedes usar el propio vapor de la plancha.

Si tienes una plancha de vapor puedes planchar las cortinas de forma vertical.

También puedes utilizar un secador de pelo a una distancia prudencial para eliminar alguna arruga que haya quedado en la cortina, una vez seca.

Notas a tener en cuenta al lavar las cortinas para que no se arruguen:

  • Asegúrate bien antes de meter las cortinas en la lavadora de que se pueda hacerlo, ya que según el tipo de cortina, el tejido o la confección requerirá de unos u otros cuidados, como la opción de llevarlas a la tintorería o lavarlas a mano.
  • Usa siempre agua templada, un detergente suave y un programa que no sea agresivo, ya que las cortinas son piezas que debemos cuidar y lavar de forma mucho más cuidadosa.
  • Si ves que tus cortinas están muy desgastadas, no es recomendable lavarlas en casa porque la tela es mucho más frágil y se puede rasgar.